Luna llena en Aries: ni tu ni Yo, sino todo lo contrario